Valores en descomposición: terreno fértil para el “malandro”

Valores en descomposición: terreno fértil para el “malandro”

La crisis económica por la que atraviesa Venezuela no sólo se manifiesta en las largas colas que hacen los ciudadanos para adquirir productos de primera necesidad y medicinas.

Otro síntoma asoma desde un engranado social que comienza a descomponerse y donde los individuos se vuelven unos contra otros para lograr beneficios particulares.

Es cuando los antivalores pasan a ser considerados como “ideales” y se muestran actitudes de intolerancia, descortesía, indolencia y agresión, y cuando el modelo a seguir es el del “malandro” o el “pran” que logra respeto y reconocimiento a su alrededor.

El psicólogo Axel Capriles asegura que los principios de convivencia han sido trastocados en Venezuela, donde se está viviendo una situación de “sálvese quien pueda” y cuyos los habitantes han regresado a los principios de la vida donde lo importante es sobrevivir.

“La crisis económica exacerba el modelo del tradicional pícaro, que está presente en nuestra historia y que en lugar de ser sobrepasado por formas institucionales más civilizadas nos ha llevado al centro de este arquetipo del pícaro”,

Explica que se ha pasado a la figura del aprovechador, que busca el momento adecuado, de debilidad del otro, o el engaño para obtener beneficios.

“Todo lo que llamamos valores, principios que fueron construidos sobre la base de conceptos morales o religiosos han pasado a segundo plano. Se trata de traer lo ignominioso del ser humano y colocarlo en lugar del honor. Estamos más allá de la picaresca, estamos en la psicopatía, el mundo del desalmado, del que fue vaciado del contenido del alma”, indicó Capriles.

Quiero ser malandro


En abril circuló en las redes sociales el relato de una docente de una escuela de la carretera Caracas-La Guaira. La maestra pidió a sus alumnos hacer un dibujo con la profesión que quisieran tener de adultos. Una de las niñas, de 10 años dibujó, como su ideal a seguir, la imagen de una “malandra” con arma en mano, al lado de un muerto.

El fenómeno sociológico crece, en especial dentro de los barrios: jóvenes que van a las cárceles a buscar novio; los pranes con prestigio, acceso a páginas sociales, jacuzzi, discotecas, salas de juego, y otras comodidades dentro de los recintos penales.

Sin embargo, desde los líderes “negativos” carcelarios y malandros que imponen su ley, hasta las transgresiones habituales de normas entre ciudadanos, son muchas las expresiones de la reversión social de los valores. Entre ellas se podría incluir la de los “bachaqueros” que se apoderan de los primeros puestos en las colas para adquirir productos y luego revenderlos a precios exorbitantes.

Capriles detalla que son figuras distintas pero tienen un parecido en el desprecio por las leyes y el sistema de honor y valores.

El sociólogo y director ejecutivo de Paz Activa, Luis Cedeño, resalta que en los últimos años ha bajado la edad en que los jóvenes se integran a las bandas delictivas, precisamente, por el modelo que representa el “malandro” en ciertas comunidades.

“Hay diferentes etapas por las cuales el niño y joven observan y se integran a la delincuencia. Ya a los ocho o nueve años pueden identificar al jefe de la banda del sector donde viven, a quien ven ejerciendo el poder dentro de su comunidad y gozando de reconocimiento, así que lo asocian a cosas deseables. A los 11 años ya van siendo cosechados por las bandas y quedan ‘trazados’, ya que les crean la sensación de que nunca podrán salirse de la banda”.

Explica que los jóvenes tienen los mismos fines, en cuanto a que desean dinero, ropa, una moto, o novia, pero los medios para alcanzarlos son diferentes y el malandro busca lograrlo más pronto.

Asegura Cedeño que hay una predisposición en algunos individuos hacia la carrera delictiva y que los profesores de primaria pueden identificar al delincuente del futuro, pero en Venezuela no hay ningún mecanismo que los capte antes de que caigan en la banda y les ofrezcan una segunda oportunidad.

Triunfo y dinero
 
La psicóloga social, especialista en género y coordinadora del Observatorio de Derechos Humanos Mujeres en Lara, Hisvet Fernández, afirma que hay una tergiversación de los valores en el sentido de que el exitoso es el que tiene carro, dinero y puede viajar. “El triunfo se asocia con el dinero, no importa la manera como se llegue a él, todos los caminos son válidos”.

Destaca que en esta época todo lo resuelve el dinero y no, por ejemplo, la capacidad científica. “Si no poseo dinero, así haya alcanzado 300 doctorados, de nada me sirve. En cambio, si soy analfabeta, pero tengo poder económico, logro conseguir lo que sea. Somos bachaqueros por excelencia, en nuestro país todo se compra o se vende”.

Yorelis Acosta, psicóloga clínica y social y profesora de las universidades Central de Venezuela y Andrés Bello, señala que recientemente se realizó un estudio sobre la identidad del venezolano y las cualidades desde la percepción propia y el resultado fue que los valores resultaron los grandes ausentes. “Solo 0,3% dijo que era honesto”, cita Acosta,
Resaltó que como otro elemento singular, la belleza, y el verse bien, está por encima de ser honesto.

Apunta que el certamen de Miss Venezuela tiene más centimetraje en los medios de comunicación que cualquier logro académico.

“Por ejemplo, las operaciones estéticas resultan de efecto más rápido que ir a un gimnasio y hacer dieta; buscar el dinero fácil atrae más que estudiar y graduarse. Hemos naturalizado lo que no es normal y la moral queda para espacios pequeños, organizaciones, la Iglesia, la escuela”.

Considera que se puede salir de todo eso cambiando el foco de atención, resaltando buenos ejemplos. “Todos somos responsables y todos debemos hacer algo”, enfatiza.

El Tiempo



¡COMENTA! Tu opinión es valiosa para nosotros... Gracias por visitarnos, no olvides compartir en tus redes sociales y seguirnos en 
Valores en descomposición: terreno fértil para el “malandro” Valores en descomposición: terreno fértil para el “malandro” Reviewed by Maria Palencia on 08:40:00 Rating: 5

No hay comentarios.

¿Qué está pasando en Venezuela? ¡COMENTA! Tu opinión es valiosa para nosotros...

Recuerda que somos una comunidad, así que trata como quieres ser tratado... Gracias!